Vivir en Holanda – Au Pair en Holanda

Esto lo voy a escribir, como muchas cosas más, desde la experiencia personal, ya que yo misma fui la protagonista de esta historia.

Tenía claro que, cuando acabara mis estudios me quería ir al extranjero. Mi sueño era hacer un Erasmus pero ya era tarde para eso.

Me venían muchas dudas: ¿dónde?, ¿a qué?, ¿sola?…Miré un millón de opciones por internet y, al final, mi gran duda era si irme a Londres o a Holanda. En Londres, podría encontrar un trabajo de cualquier cosa fácilmente a través de alguna agencia pero en Holanda no había ninguna agencia de este tipo. De todas formas, pese a ese inconveniente, me apetecía mucho más irme a Holanda. Finalmente, decidí que la mejor opción era irme a Holanda de Au Pair.

Busqué en páginas de internet, donde se anuncian familias buscando Au Pairs, y después de una larga y difícil búsqueda recibí un mail de la madre de una familia. Era un mail simple, fresco, natural que me dio muy buen rollo y supe que esa sería mi familia de acogida desde el momento en el que leí el mail.

Los días de antes fueron de nervios y mi gran duda era: ¿y si la familia no existe y no hay nadie esperándome?, al fin y al cabo lo había encontrado por internet y había hablado solo con una mujer…

El día 17 de Septiembre de 2005 aterrizaba en Schiphol y allí estaba mi host family esperándome. En ese momento empezaba lo que sería un maravilloso año en Holanda.

Fue una experiencia inolvidable, cuidé de 3 niños de 3, 6 y 7 años. Los tres son muy diferentes pero cada uno de ellos me aportó algo especial y en algún momento me sacó una sonrisa.

Sé que suena demasiado bien pero creo que di con la familia perfecta, me integraron como a una más y disfrute mucho viviendo con ellos.

Tenía que cuidar a los niños, jugar con ellos, llevarlos al cole, prepararles la comida y también ayudar en las tareas del hogar, pero aparte de eso, también hice excursiones con ellos, disfruté de eventos familiares y me sentí siempre casi como en casa.

También durante ese año conocí a muchísima gente, otras au pairs y muchos Erasmus tanto españoles como internacionales, con los que descubrimos Holanda y disfrutamos de muchas fiestas juntos. A parte de esto, compartimos muchos momentos, sonrisas y lágrimas.

A día de hoy, todavía veo a la familia de vez en cuando y sé que puedo contar con ellos para lo que necesite y también conservo muchos de los amigos que encontré en esa gran aventura, de la cual siempre guardaré un buen recuerdo.

Esta fue mi primera aventura en el extranjero, mi primera vez viviendo en Holanda, con una familia que no era la mía y el año en el que me di cuenta de que, gente con la que coincides de casualidad puede llegar a ser muy importante en tu vida.

 

 

Compartir:

1 Comment. Leave new

PALOMA AFONSO MARTIN
1 junio, 2015 7:25 pm

Gracias, ha sido un post precioso. En general gracias por la maravillosa web, la ayuda que brindáis.
En dos meses me instalo en Utrecht, para realizar mi último año de Magisterio de Educación Infantil de ERASMUS. Y hay muchas dudas que tenía ya que nunca he tenido la oportunidad de salir fuera y las he solucionado gracias a esto.
Espero que nos veamos pronto cuando llegue, porque mi idea es presentar una candidatura para trabajos que pueda realizar durante mi estancia y quedarme a vivir cuando termine, eso sería un sueño hecho realidad…!
Un saludo

Responder
Leave comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies